Cinco preguntas (y respuestas) sobre el Dividendo Digital

En 2010 se produjo el apagón analógico en España, dos años antes de la fecha que había marcado la UE. En la práctica, significó la llegada de nuevos canales de televisión con nuevos servicios de valor añadido y, sobre todo, mayor calidad de imagen y sonido.
El proceso supuso para los usuarios una transición hacia los famosos decodificadores o hacia los televisores ya preparados para recibir y decodificar las señales de la TDT. Hoy, cuatro años después, nos enfrentamos a una situación hasta cierto punto similar, pero (gran noticia) mucho más sencilla: España cuenta ahora con un parque de televisores moderno, hasta tal punto que la solución preferida hace cuatro años (el famoso decodificador conectado a la televisión o set-top-box) es minoritaria, cuando no residual. Este domingo, en la mayoría de las viviendas sólo será necesaria una simple resintonización.En el peor de los casos, una sencilla modificación (que tendrá que ser realizada por un técnico competente) en la antena comunitaria será lo único que haya que hacer en cuanto a infraestructura. Vamos a tratar de explicar, en cinco preguntas (con sus respuestas), las dudas más frecuentes que nos hemos ido encontrando estos días:
– ¿Por qué la resintonización, si sólo llevamos cuatro años con la TDT?
Porque el espacio radioeléctrico no es infinito, y la Televisión Digital tiene que compartirlo con otros servicios, como las redes de telefonía móvil 4G (LTE).
Para explicar un poco la situación, hagamos un ejercicio de imaginación muy simple: imaginemos una partida de Tetris en la que al principio hemos dejado que las piezas caigan separadas entre sí y no las hemos ido encajado. Según avance el juego, tendremos que ir encajando las nuevas piezas que nos vayan cayendo como podamos, para no dejar que lleguen hasta arriba. Aún así, llegará un momento en el que el espacio disponible en la pantalla del juego se agote, porque ya no nos cabrán más piezas. Terminamos esta partida, pero comenzamos otra nueva en la que (ahora sí) sí vamos encajando desde el principio los bloques sin dejar huecos, para maximizar el espacio disponible para las nuevas piezas que nos van cayendo. Ahora sí que hay espacio para todas.
La siguiente imagen, proveniente de www.televisiondigital.gob.es, lo explica muy bien:
Como hemos visto, hasta cierto punto es lógico que haya que reordenar el “campo de juego”.
– Bien. ¿Y cómo resintonizo mi televisor?
Antes de nada, es recomendable consultar el manual de instrucciones de su receptor, que suele estar disponible online en la web del fabricante. El proceso es muy sencillo, aunque para cada aparato es distinto. La mayoría de los televisores actuales disponen de un botón llamado “MENU” o “SETTINGS” en su mando a distancia, que nos llevará al submenú de búsqueda de canales o instalación, según el caso. El procedimiento es muy parecido al que ya ha tenido que hacer cuando instaló su aparato por primera vez en su domicilio, sólo que ahora es recomendable efectuar una “búsqueda de nuevos canales” (si nuestro dispositivo ofrece esta opción) que una búsqueda completa, por cuestión de comodidad: de esta forma, no tendremos que volver a ordenar los canales, con lo que ahorraremos tiempo. Si aún utilizamos un decodificador digital, el proceso es prácticamente igual.
– ¿Por qué ahora?
Por varios motivos: el principal viene de Bruselas: La UE le ha dado a España hasta el 31 de Diciembre de este año para reordenar el espectro. Muy probablemente se hace coincidir con el cambio horario de invierno para poder darle a los canales de televisión una “hora extra” de madrugada para llevar a cabo el cambio.
Además, reubicar los servicios 4G va a permitir desplegar este tipo de conexiones móviles por todo el territorio español. Hoy en día, estos servicios sólamente alcanzan a la mitad de la población.
– ¿Será esta la última vez que haya que reorganizar esta parte del espectro? ¿Tendremos que volver a hacer algo para adaptarnos al cambio, si lo hay?
No. De cara a 2020, Bruselas prevé una nueva reorganización (para entonces, de la banda de 700 MHz), pero muy probablemente no tendremos que resintonizar nuestros televisores (ningún canal de la TDT emitirá en ese espacio). Así que para entonces, según afirma el Gobierno, las consecuencias para los ciudadanos serán las mínimas.
– ¿Después del cambio, podría haber algún problema de interferencias?
Sí. Podría haber interferencias con las redes 4G, aunque desde el Ministerio de Industria afirman que se darán pocos casos. En todo caso, estas interferencias tendrían una solución bastante sencilla: instalar  un filtro en la antena colectiva acabaría con los problemas. Además, por ley serían las empresas de telefonía móvil las que tendrían que asumir el coste de estos filtros y de su instalación.
Share on FacebookGoogle+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn